Ajuca


Le invitamos a unirse a nuestra comunidad, puede ser parte de nuestro equipo enviando un artículo.

 

 

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 
Los expertos de la compañía elaboran un informe para aclarar algunos conceptos erróneos sobre el efecto sumidero de los bosques Madrid (26/09/2008). En los últimos años, la necesidad de encontrar soluciones al cambio climático ha llevado a hablar de los bosques y su capacidad para procesar el CO2 presente en la atmósfera como una de las principales soluciones para hacer frente a este problema. Sin embargo, ante los conceptos erróneos que a veces se manejan sobre este tema, los expertos forestales de BOSQUES NATURALES han elaborado una serie de reflexiones orientadas a matizar cómo funciona el efecto sumidero de los bosques y las acciones de reforestación necesarias para lograr una captura eficiente de carbono.

En primer lugar, BOSQUES NATURALES destaca que el proceso de absorción del CO2, por el cual un árbol retiene carbono y libera oxígeno a la atmósfera, es una de las múltiples razones por las que es necesario reforestar pero no la única. En este sentido, recuerda que cada acción de repoblación forestal tiene de antemano unos objetivos definidos que varían en función de las prioridades de cada caso. Estos pueden ser objetivos productivos (producción de madera, leñas, corcho, frutos o cualquier otro producto que se pueda comercializar); sociales (creación de empleo, paisajismo, usos recreativos, cortinas acústicas, etcétera); y/o ambientales (protección y mejora del suelo, fomento de la biodiversidad, regulación del régimen hidrológico, etcétera). Además, es relativamente frecuente planificar reforestaciones que combinen varios de estos objetivos al mismo tiempo.

No obstante, como la necesidad de actuar como sumidero de carbono es imprescindible para la salud medioambiental del planeta, en los últimos años este tipo de actuaciones han tratado de incluir en mayor medida las especies vegetales con más capacidad para capturar y fijar CO2.

Además, en relación al efecto sumidero de los bosques, BOSQUES NATURALES explica, entre otros, los siguientes puntos:

1. Los bosques almacenan CO2 mientras están en crecimiento pero no cuando son adultos. De hecho, un bosque envejecido puede emitir más CO2 por su respiración y la pudrición de su biomasa del que utiliza para la fotosíntesis.

2. Para optimizar la captura de CO2, los bosques deben explotarse con técnicas modernas de gestión forestal. Esto significa que los bosques se deben cortar y reponer de forma planificada. De hecho, los modelos forestales tienden a mantener los montes en estadios perpetuamente juveniles porque así se incrementa su producción en madera, se defienden mejor de enfermedades e incendios y se maximiza la captura de CO2.

3. La capacidad de un árbol individual para procesar CO2 es muy limitada y varía mucho según la especie vegetal y la calidad del suelo en el que se encuentra plantado. Por ejemplo, para procesar el CO2 que emite un frigorífico debido a la energía que éste consume durante 40 años, es necesario plantar unas 250 encinas o 20 chopos.

4. La madera mantiene almacenado el CO2 mientras conserva su estado, pero los procesos de combustión o putrefacción, lo liberan de nuevo a la atmósfera. Por ello, BOSQUES NATURALES, cuya principal actividad es la producción de maderas de alto valor económico, destaca que destinar la madera a hacer muebles o a la construcción prolonga el efecto sumidero hasta cientos de años.

BOSQUES NATURALES apuesta por todas estas medidas como elementos imprescindibles para potenciar la capacidad de los bosques como sumideros de carbono. Todo ello debe ir acompañado de un consumo más eficiente de la energía porque, de lo contrario, no habrá superficie forestal que pueda compensar las emisiones actuales de CO2.


Sobre BOSQUES NATURALES
BOSQUES NATURALES es una empresa de capital 100% español constituida en 1996. Su principal actividad es la promoción y el mantenimiento de plantaciones forestales sostenibles de maderas nobles (fundamentalmente nogal y cerezo), que permiten producir este tipo de maderas de forma respetuosa con el medio ambiente. En este proceso participan expertos profesionales, que aplican las más innovadoras técnicas de cultivo para obtener árboles maderables de alta calidad en ciclos productivos de 20 a 25 años.

BOSQUES NATURALES tiene 1.416,65 hectáreas de plantaciones de maderas nobles, con 291.244 (*) árboles plantados en las fincas que posee en Cáceres, La Coruña, Gerona, Toledo, Cuenca y Navarra.
(*) Datos actualizados en julio de 2008
Pin It

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar


Siguenos:


 
 

Ads Patrocinio Ajuca

Patrocine Ajuca: contrate por sólo 20€


Suscriberse a Newsletter

Suscribete a nuestras Newsletter y periódicamente recibirás un resumen de las noticias publicadas.

Buscar

¿Quien está online?

Hay 221 invitados y ningún miembro en línea

Formulario de Acceso

Filtro de Categorías

Las cookies nos permiten ofrecer nuestros servicios. Al utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de las cookies. Ver política