Ajuca

AJUCA necesita la publicidad para costear hosting y el dominio. Por favor considera deshabilitar tu AdBlock en nuestro sitio. También puedes hacernos una donación entrando en linuxparty.es, en la columna de la derecha.
Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 
 

Bella mujer joven

 Investigadores del Instituto Babraham en el Reino Unido han descubierto una nueva técnica que hace que las células de la piel actúen como si tuvieran 30 años menos, pero a la vez, que retengan las funciones que han ido aprendiendo durante su vida.

La nueva técnica se basa en los descubrimientos del doctor japonés Shinya Yamanaka en el campo de las células madre por los que obtuvo el premio Nobel de medicina en 2012.

El descubrimiento de Yamanaka y Gurdon ha ayudado a los científicos a desarrollar nuevas técnicas muy prometedoras que han conseguido, por ejemplo, devolver la visión a ratones, crear estructuras de células que tienen la capacidad de reparar la médula espinal o restablecer la producción de insulina en diabéticos.

Cómo funciona esta técnica

Este proceso de transformación celular tarda en torno a los 50 días y para llevarlo a cabo se utilizan unas moléculas llamadas factores de Yamanaka. Como explican los propios investigadores, para su nuevo método, llamado reprogramación transitoria en fase de maduración, expusieron a las células a los factores de Yamanaka durante solo 13 días con el fin de eliminar los cambios causados por la edad.

Luego el equipo las hizo crecer de nuevo y pudo observar cómo estas células recuperaban su función específica en la piel. Los análisis posteriores confirmaron que las células habían recuperado los fibroblastos, los marcadores característicos de las células de la piel, y también la producción de colágeno, una molécula que ayuda a formar la estructura de los tejidos y a curar las heridas.
Foto: La nueva terapia podría revertir los efectos de la edad en la memoria.

El equipo del Instituto Babraham utilizó dos métodos de medición de edad celular para analizar los resultados. El primero de estos métodos, explican, fue el reloj epigenético, donde las etiquetas químicas presentes en todo el genoma indican la edad.

Rejuvenece la piel y cura las heridas

Aplicar esta técnica no quiere decir que volveremos a tener la piel de cuando teníamos 30 años menos, aunque, según dicen los autores del estudio, ésta sí rejuvenece visiblemente y vuelve a funcionar como lo hacía hace tres décadas.

Otra sorpresa que arroja este estudio es que la técnica también mejora la capacidad de regenerar el tejido dañado que tienen los fibroblastos. Para demostrarlo realizaron un corte en una capa de células que descansaba en una placa de laboratorio y comprobaron como los fibroblastos reprogramados se desplazaban hacia la ‘herida’ más rápidamente que las células más viejas.
Los fibroblastos se mueven para curar una herida.

El grupo de investigadores —liderado por el profesor Wolf Reik, que ahora se ha unido a Altos Lab, una compañía de la que ya hablamos en Novaceno y que busca revolucionar el mundo de la reprogramación genética para el rejuvenecimiento— admite que todavía falta mucho para entender cómo funcionan todos los mecanismos responsables de la reprogramación transitoria.

Pin It

No estás registrado para postear comentarios


Siguenos:


 
 

Suscriberse a Newsletter

Suscribete a nuestras Newsletter y periódicamente recibirás un resumen de las noticias publicadas.

Buscar

¿Quien está online?

Hay 53 invitados y ningún miembro en línea

Formulario de Acceso

Filtro de Categorías